MADRID, 9 de Abril de 2019

Citroën expondrá en el Salón del Automóvil de Shanghái (China) su ofensiva todo camino, encabezada por el nuevo C3-XR, recién lanzado al mercado, y su visión de futuro con el Ami One Concept, un prototipo eléctrico que responde a los nuevos modos de uso de los vehículos y al desafío de la transición energética en la ciudad.

La firma francesa ha destacado en un comunicado que China es un mercado con mucha competencia por el número de fabricantes y la “presión” sobre los precios para las marcas generalistas.

En este sentido, DongFeng Citroën, la empresa conjunta con la que opera la marca en el país asiático, aborda un 2019 con “mucha ambición”, sustentada por la ofensiva todocamino: C3-XR, C4 Aircross y C5 Aircross, todos ellos lanzados en menos de dos años.

Además, la marca mostrará en Shanghái su visión de movilidad urbana futura con el Ami One Concept, el primero de los dos prototipos con los que Citroën celebrará su centenario.

El Ami One Concept, presentado en el pasado Salón Internacional del Automóvil de Ginebra, es dos plazas, 100% eléctrico y “ultracompacto”, con 2,5 metros de largo, 1,5 metros de ancho y alto, y “ágil” (425 kilogramos).

También estarán presentes en el stand de DongFeng Citroën las berlinas C4 L, C-Elysée, C4, C5 y C6 con los colores de la edición especial ‘Origins’.