Las matriculaciones de turismos y todoterrenos eléctricos alcanzaron un volumen de 166.905 unidades en el conjunto del mercado europeo durante el primer semestre del año, un 88,5% de crecimiento respecto a dicho período de 2018, según datos de la Asociación de Constructores Europeos de Automóviles (ACEA).

España se convirtió en el país, de los cinco primeros mercados europeos, que registró el mayor crecimiento en las entregas de modelos eléctricos, con una progresión del 141,5% y 5.452 unidades. Por su parte, las ventas de este tipo de vehículos crecieron un 60,3% en Reino Unido, un 123,6% en Italia, un 80,1% en Alemania y un 46% en Francia.

En el segundo trimestre, el volumen comercial de automóviles eléctricos en el conjunto de Europa se situó en 83.263 unidades, un 89,7% de progresión en la comparativa con las 43.900 unidades vendidas en el segundo cuarto del año pasado.